Me ha portado tranquilidad y armonía

Cuando terminé la primera sesión de Oro Vital me encontraba como flotando. Me fui a caminar y no pensaba en nada. Mi mente estaba totalmente relajada y me sentía muy ligera. Llevaba unos días muy estresada y note el cambio.

Ahora duermo muy bien y ademas note que la semana siguiente tuve un golpe de suerte porque vendí dos cosas... desde abril no vendía nada!

En la segunda sesión fue mas de lo mismo ya que el estado emocional era de armonía en todos los sentidos y estaba relajada. Te dedicas mas a sentir y menos a pensar. es una experiencia bonita. Muchas gracias!